LA CABEZADA QUE NO CUMPLE

Llevo aproximadamente 3 años viviendo en la ultima planta de un bloque de viviendas que es relativamente nuevo. Cuando digo relativamente me refiero a que tiene unos 6 u 7 años más o menos.

Y os preguntareis porque publico esto. Pues la razón es que bajo casi todos los días por la escalera y  es que al pasar por el techo de planta baja tengo que agachar la cabeza. Que aunque no choque con el mismo, si tengo la sensación que me va voy a hacer daño (un acto reflejo).

Sin ir más lejos, hace unos días mientras bajaba decidí coger el metro o flexómetro y medir (valga la redundancia) la cabezada.

Esta fue mi sorpresa:

 




















Me pregunto:

¿Por qué una norma básica en un edificio de hace relativamente poco NO se han cuidado estos “Pequeños” detalles"?


¿Tanta prisa hemos tenido por construir que se ha pasado algo tan básico?